Ahora DermaActive® es Tiritas® EFFECT, un producto mejorado. Con su nuevo embolsado, Tiritas® EFFECT tiene mejor adhesividad y aguantan más tiempo en la herida. Los apósitos hidrocoloides son perfectos para el tratamiento eficaz de ampollas y callos, herpes labial, cortes y rozaduras.

Tiritas® MEDICAL es nuestra nueva gama de productos diseñados con la experiencia hospitalaria. Te proporcionarán todo lo necesario para atender tus heridas en casa de forma autosuficiente. Tiritas® MEDICAL cubre un amplio espectro de heridas garantizando una atención óptima y de primera calidad.

Inicio > Blog > Entrevistamos a Tere, que lleva 40 años fabricando Tiritas®

Blog

12 de mayo, 2016
0 comentarios

Entrevistamos a Tere, que lleva 40 años fabricando Tiritas®

entrevista-a-tere-de-la-fabrica-de-tiritas

Visitamos nuestra fábrica en Mataró, el centro de desarrollo y producción de apósitos adhesivos profesionales de HARTMANN y de las emblemáticas Tiritas®. Aquí se producen más de 600 productos distintos al año que se distribuyen en más de 35 países. Para que os hagáis una idea de la importancia de la fábrica de Mataró, el 95% de los apósitos que salen de la fábrica se exportan.

En nuestra visita nos guía Tere, empleada de fábrica que se mueve por la planta como si fuese su casa: ‘siento la fábrica como si fuera mía’. No es de extrañar, ya que Tere lleva 40 años en la empresa; comenzó trabajando en los Laboratorios Unitex, que HARTMANN adquirió en 1988.

Justo en la entrada de la fábrica de Tiritas® hay dos zonas: un área destinada a los vestuarios y otra conocida entre los empleados como la zona limpia, que es la zona de trabajo donde elaboran los apósitos. Para acceder a la zona limpia es necesario aislar el calzado con una bolsa especial, ponerse una bata y un gorro de plástico. Eso hacemos, además de limpiarnos las manos con el antiséptico de manos Sterillium®.

La visita se inicia en el área de tejidos, donde nos reciben unas bobinas enormes.

bobinas-fabrica-de-tiritas

Tere nos explica que desde que empezó a trabajar hasta ahora, la fabricación ha cambiado mucho; no solo la ubicación de la fábrica, sino también la distribución de los espacios de producción. De las tres plantas de antes, que separaban la caldera, las máquinas y los empaquetados, se ha pasado a concentrar todo el proceso de fabricación en un espacio diáfano en la misma planta, y la producción se hace en tres turnos de trabajo -mañana, tarde y noche-.

‘Se han automatizado procesos, pero el ambiente es muy familiar’

Tere comenzó como manipuladora de fábrica en Tiritas® cuando tenía tan solo 14 años. Explica con todo detalle cómo se realizaban de forma artesanal algunos productos ‘hasta la pasta de las Tiritas® Pies se creaba aquí y montábamos con nuestras manos los apósitos. Con el tiempo se han automatizado muchos procesos, pero el ambiente de trabajo sigue siendo muy familiar’.

También ha cambiado el papel de la mujer en la fábrica: ‘antes la división del trabajo se hacía en función de si eras hombre o mujer. Las mujeres nos ocupábamos del trabajo más manual y los hombres cargaban las cajas. Ahora todo el mundo hace el mismo trabajo.’

tere-en-su-puesto-de-trabajo-la-fabrica-de-tiritasTere en su puesto de trabajo

Tere ahora desempeña funciones de maquinista y se encarga de supervisar, junto con sus compañeros, el funcionamiento de cuatro máquinas tecnomecánicas donde se envasan Tiritas® de varios tamaños. ‘Las máquinas no fabrican siempre las mismas Tiritas®, por lo que hay que calibrar, cambiar los rollos, y controlar el funcionamiento de la máquina o repararla en caso de avería’.

Vocación por los cuidados

Tere nos cuenta que siempre quiso ser enfermera, y que le gusta mucho cuidar a los demás. Ahora forma parte de la EPA (Equipos de Primeros Auxilios), un equipo de unas 10 personas que se encargan de proporcionar Primeros Auxilios en caso de accidente a los compañeros en la fábrica. ‘Cuando una persona piensa en Primeros Auxilios en una fábrica, lo primero que le viene a la cabeza son heridas provocadas por la manipulación de máquinas, pero puede haber otras urgencias, yo llegué a atender a una compañera que estaba sufriendo un ictus’.

Una empresa que cuida, y a la que cuidan los trabajadores

Preguntamos a Tere por anécdotas de la fábrica y la primera que le viene a la cabeza es que ‘una vez explotó una caldera y los trabajadores vinimos de forma voluntaria a ayudar’.

En 1995 la multinacional planteó trasladar la producción a otro país, y gracias a la implicación de los trabajadores ‘conseguimos que la planta se quedase en Mataró y que el Ayuntamiento cediera el terreno en el que estamos ahora’.

Parte del buen ambiente de trabajo tiene que ver con una estructura de organización muy horizontal. Como ejemplo, Tere explica que ‘el director general entró desde abajo, no se metió en una oficina, sino que estuvo con los trabajadores en planta, aprendiendo el proceso de producción’.

Tere no duda en recomendar la fábrica de las Tiritas® como lugar ideal para trabajar: ‘me gustaría que mis nietos trabajasen en una empresa como HARTMANN´. Y lo dice desde el corazón, porque Tere hace turno de noche para poder llevar y recoger a sus nietos a la salida de la escuela.

tere-trabajando-fabrica-de-tiritas

No podemos irnos de la fábrica sin preguntarle por sus Tiritas® favoritas. No lo duda ni un instante: ‘la gama de apósitos se ha ampliado mucho, pero mis favoritas son las Tiritas® de tela de toda la vida’. Añade que cuando va a una farmacia y ve Tiritas®, siente orgullo por trabajar en el laboratorio que las hace: ‘Si volviese a nacer, volvería a trabajar en Tiritas®’.

Esperamos haberos transmitido aunque solo sea una pequeña parte, el placer de visitar la fábrica de Mataró acompañados de Tere. Desde aquí le damos las gracias, no solo por la visita, también por habernos contagiado su energía y pasión por el trabajo bien hecho. Recordad que desde la web de Tiritas®, podéis inscribiros para programar una visita y conocer la fábrica de Mataró.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo nunca será compartida. Los campos marcados con * son obligatorios.